La Trilogía de las Fundaciones de Isaac Asimov

Asimov

Sobran las palabras y los halagos referidos a este gran escritor norteamericano de origen ruso. Nació en Petrovich en 1920 y falleció en 1992. Doctor en ciencias por la Universidad de Columbia, fue también profesor en bioquímica y doctor en filosofía. Autor de libros de divulgación científica y de novelas de Ciencia Ficción que le dieron fama internacional.

Algunas de sus obras, unas más conocidas que otras, son:

Yo, robot; Fundación (Trilogía); Némesis; Introducción a la Ciencia; Los robots del amanecer; Los propios dioses; El cinturón de Venus; Las amenazas de nuestro mundo; Sueños de robot; Viaje alucinante I y II; Vida y tiempo; El código genético.

Aquellos que han leído La trilogía de las Fundaciones saben que es una obra de obligada lectura para los ávidos lectores de Ci-Fi. La Trilogía ganó en la 24 Convención de Ciencia Ficción, celebrada en Cleveland en el año 1966, el premio Hugo, por la mejor serie de novelas del género hasta entonces escrita.

Asimov nos presenta un nuevo concepto: la Psicohistoria. Es una ciencia psicológica para estudiar a las masas basada en ecuaciones matemáticas. Y es precisamente eso, lo que el protagonista Hari Seldon, psicólogo y matemático, emplea para prever y reducir al mínimo el período de barbarie que le espera a la humanidad. Pero no podemos olvidar que es una ciencia estadística, siempre puede fallar algo.

Las tres partes de la trilogía pueden leerse independientemente, pero lógicamente, si quieres tener una visión cronológica del Ciclo de Trántor, (denominada así también la trilogía) debes leerlo en el siguiente orden:

Fundación (1951)

Fundación e Imperio (1952)

Segunda Fundación (1953)

La Fundación al completo son cinco partes. Una comprensión plena exige la lectura de toda la obra. Los otros dos libros son:

Los límites de la Fundación (1982)

Fundación y Tierra (1983)

AstoundingOriginalmente la serie de las Fundaciones empezó a publicarse en la revista Astounding en el año 1942, en forma de relatos sueltos a lo largo de siete años.

Las dos primeras partes de la trilogía, como bien reconoció Asimov, están inspiradas en la Ascensión y caída del Imperio romano de Edward Gibbon. Mientras que la última parte, Segunda Fundación, tiene un tono más detectivesco, con intrigas incluidas. Nos toparemos con astucias y contra astucias que nos harán disfrutar de una historia de lo más interesante y entretenida.

Extracto de Fundación:

fundacion portada PJLa primera visión del sol de Trántor fue la de una mota dura y blanca, perdida completamente en una miríada de otras iguales, y sólo reconocible porque estaba señalada en la guía de la nave. Las estrellas eran numerosas allí, en el centro de la Galaxia. Pero a cada salto, su brillo se incrementaba, haciendo que el resto se apagara, se enrareciera y empalideciera.
Un oficial se acercó diciendo:
— El mirador estará cerrado durante el resto del viaje. Prepárense para aterrizar.
Gaal le siguió, y agarró la manga del uniforme blanco con el distintivo de la nave espacial y el sol del imperio.
Preguntó :
— ¿No podrían dejarme? Me gustaría ver Trántor.
El oficial sonrió y Gaal se sonrojó ligeramente. Se le ocurrió pensar que hablaba como un provinciano.
El oficial dijo:
— Aterrizaremos en Trántor mañana por la mañana.
— Me refería a que quiero verlo desde el espacio.
— Oh, lo siento, muchacho. Si esto fuera una nave de recreo no habría inconveniente, pero estamos bajando en picado, de cara al sol. Seguramente no te gustaría quedarte ciego, quemado y afectado por la radiación todo al mismo tiempo, ¿verdad?
Gaal se alejó de él.
El oficial siguió hablando:
— De todos modos, Trántor no sería más que una mancha gris, muchacho. ¿Por qué no haces un viaje espacial turístico cuando llegues a Trántor? Son baratos.
Gaal miró hacia atrás.
— Muchísimas gracias.
Era infantil sentirse decepcionado; pero el infantilismo afecta casi con la misma facilidad a un hombre que a un niño, y Gaal tenía un nudo en la garganta. Nunca había visto Trántor extendido ante él en toda su magnitud, tan grande como la vida, y no había creído tener que aguardar aún más.

Aquí encontraréis una biografía sobre Isaac Asimov muy interesante y completa: http://www.biografiasyvidas.com/biografia/a/asimov.htm

Tags:

Acerca de Debotroi

"Estoy viejo Gandalf; no lo parezco, pero estoy comenzando a sentirlo en las raíces del corazón. ¡Bien conservado! - resopló -. En verdad me siento adelgazado, estirado, ¿entiendes lo que quiero decir?, como un trocito de mantequilla extendido sobre demasiado pan. Eso no puede ser. Necesito un cambio, o algo."Bilbo Bolsón

You may also like...

2 thoughts on “La Trilogía de las Fundaciones de Isaac Asimov”

  1. Todo un must de la ciencia ficción de todos los tiempos. ¡Además son libros pequeñitos y se lee muy rápido!

    • Locutus dice:

      Tienes toda la razón. Además su narrativa es fluida y amena lo que contribuye a que leerlo sea un placer, incluso para aquellos no acostumbrados a este tipo de literatura.

Deja un comentario


Subscribe to RSS Feeds

Get all latest content delivered to your email a few times a month.